Gobierno Colima firmó convenio con Contecon para conservación y protección de Laguna de Cuyutlán

El Gobierno del Estado de Colima a través del Instituto para el Medio Ambiente y el Desarrollo Sustentable (Imades), firmó este viernes un convenio de colaboración con Contecon Manzanillo, empresa encargada de desarrollar y operar la Terminal Especializada de Contenedores II, que tiene como objetivo la cooperación en actividades como investigación y aportación de recursos, para poner en marcha acciones de conservación, protección, restauración y manejo de la biodiversidad y los ecosistemas de la zona donde se encuentran los vasos II y III de la Laguna de Cuyutlán; «un área de una importancia ecológica incalculable», expresó la gobernadora Indira Vizcaíno Silva.

La mandataria estatal explicó que se debe hacer un diagnóstico para saber cuántas toneladas de dióxido de carbono pueden captar los manglares de la laguna, lo que consideró fundamental para las acciones futuras. Indicó que los datos iniciales son preocupantes, pues los análisis satelitales muestran que se ha perdido 50% de los manglares en la última década; esto tiene graves consecuencias, como el aumento de la salinidad del agua que ya es perceptible en lugares como el Tortugario, la disminución del flujo de agua y la proliferación de algas, que afectan a la vida marina y la pesca.

Indira Vizcaíno destacó la participación de una empresa tan importante como Contecon, que no sólo busca compensar las emisiones de dióxido de carbono generadas por su actividad, sino que manifiesta un interés real de largo plazo con el entorno en el que opera: «colaboraciones como ésta deben servir de ejemplo a otras empresas; el involucramiento de la iniciativa privada (IP) para hacer más y para que las acciones sean más duraderas. Todas y todos tenemos esfuerzos que aportar para la construcción de un futuro más sostenible», expresó.

INVERTIR EN EL FUTURO

La titular del Poder Ejecutivo estatal dio a conocer que, en los análisis preliminares, se sabe que la inversión necesaria para captar el dióxido de carbono, ronda entre los 2.5 millones de pesos; sin embargo, pidió no perder de vista que se trata de una inversión en nuestro futuro; «en un ambiente más saludable y con inversiones como ésta, podremos promover un desarrollo económico que sea compatible con la conservación de nuestros recursos naturales».

Angélica Lizeth Jiménez Hernández, directora general del Imades, dijo que, si no existieran estas acciones colaborativas, difícilmente se podría asegurar este gran espacio; «en este gobierno impulsamos acciones que nos den la respuesta, es decir la chamba no nada más es del gobierno, sino que también tiene que ser formada y unificada en este rompecabezas de actores claves que necesita invertirle a la zona».

José Antonio Contreras Ruiz, director general de Contecon Manzanillo, espera que en un año, más empresas se sumen a este proyecto y estén aportando recursos para poder llevarlo a cabo. Además, agradeció la comunicación y la apertura que siempre ha tenido el Gobierno del Estado de Colima con ellos; «si somos grandes, es por hacer las cosas no sólo por ponerlo en una página web y luego el fruto de esto es gigante».

A %d blogueros les gusta esto: